El modelo de negocio de franquicia está cosechando grandes éxitos entre las medianas y pequeñas empresas, como una forma rápida y segura de expandirse, consiguiendo de esta forma una implantación de marca firme a nivel nacional e internacional.

Las empresas pueden convertirse en cadenas a nivel territorial, mediante una representación más cercana al cliente final, sufriendo menores costes de estructura y manteniendo un control absoluto sobre el resto de franquiciados.

Sin embargo, es prioritario establecer un crecimiento adecuado, progresivo y estructurado de la futura central franquiciadora, que vendrá respaldado por un proyecto de franquicia responsable de fijar la estructura del futuro crecimiento empresarial de la marca.

Nuestro proyecto de franquicia debe de realizarse en base a la experiencia, estructura y resultados obtenidos de la marca, con el fin de crear un modelo de negocio sin coste añadido y perfecto en su ejecución.

Reduciendo la incertidumbre sobre sus franquiciados, mejoraremos y potenciaremos la franquicia, generando confianza en el sector y sus futuros interesados, logrando una expansión equilibrada y ajustada a la central franquiciadora.

Deberemos desarrollar todas las herramientas necesarias para buscar el crecimiento del negocio, que junto a una sólida gestión de los franquiciados nos permitirán acercarnos a los objetivos deseados.

El proyecto de franquicia debe representar un modelo de franquicia que funcione correctamente, y para ello todas las franquicias tendrán que ser un réplica del modelo de negocio inicial con la que comenzó la central franquiciadora. Todos los franquiciados que pertenezcan a la cadena, deberán de disponer de los conocimientos necesarios para gestionar su franquicia y que deberá de dárselo el franquiciador con la finalidad de conseguir los objetivos marcados inicialmente.

Franquiciar un negocio ofrece numerosas ventajas tanto al franquiciador como al franquiciado, pero implica inversiones económicas, deberes y obligaciones que deben ejecutarse desde el primer momento en que se salta a este sector. 

Franquiciar mi negocio es el socio perfecto para que de el salto y convierta su negocio particular en una franquicia de éxito. Hacemos hincapié en conocer las razones, funcionamientos y principios para transformar su negocio en una franquicia. 

La mayoría de las grandes cadenas franquiciadoras dependen de sus franquiciados para lograr sus éxitos. A fin de cuentas, se trata de confiar en una idea y ponerla en práctica. La central franquiciadora deberá de soportar su red de franquicias, mediante la expansión de su idea de negocio y mantener lo pactado en contrato. Por eso, Franquiciar Mi Negocio cuenta con una metodología propia enfocada a obtener el éxito de nuestros franquiciadores.

La consultoría se transforma en un servicio de asesoramiento en franquicia basado en el diagnóstico y análisis de la franquiciabilidad de su negocio, para inmediatamente después definir los parámetros para poder crear una franquicia mediante el desarrollo del proyecto de franquicia.

Nuestro conocimiento y profesionalidad del mercado, nos permite analizar, definir, asesorar y conseguir, un desarrollo y expansión de la firma adecuada y equilibrada. Este servicio tiene como objetivo marcar la estrategia de negocio, a partir de la cual se desarrolla el plan de expansión de la marca incidiendo en los puntos claves para la consecución de los objetivos del franquiciador.

 Nos encargamos de buscar y seleccionar candidatos, presentar y explicar el modelo de negocio a los interesados, elaborar informes de gestión comercial, seleccionar y negociar locales estratégicos para la firma, gestionar y buscar financiación para el franquiciado, así como preparar y supervisar la documentación necesaria para la firma de la franquicia.

Nuestro principal valor añadido es la creación de contenidos siempre enfocados a los productos y servicios de nuestros clientes franquiciadores, trabajando cosntante de forma proactiva para lograr el interés general y adelantándonos a los avances y nuevas tendencias que aparecen en el mundo de la comunicación y publicidad.

Nos nutrimos de la información propia de cada cliente, para definir y generar contenidos interesantes de cara al público final, como notas de prensa, reportajes, informes y comentarios, para así conseguir dar valor a la marca y lograr que el éxito de venta de franquicias sea continua.

Seleccionamos el enfoque idóneo de la franquicia, ya sea para impactar en los mercados o bien para convertirse en un líder de opinión. Nuestra primera tarea será la de entender los objetivos de negocio del franquiciador y dar forma a su estrategia de comunicación.

Crearemos contenido dinámico, atractivo e interesante, que haga a los usuarios compartirlo a su red social y profesional.

Franquiciar mi negocio integramos el contexto, el contenido y los diferentes canales del mensaje que se van a utilizar en las diferentes campañas, para conseguir un efecto multiplicador en cuanto al resto de redes.

Estar respaldado en todo momento por un buen departamento legal es fundamental para controlar y mantener de forma segura toda la red franquiciada. Por esa razón, desde Franquiciar mi negocio ponemos a disposición de nuestros clientes Franquiciadores y Franquiciados un amplio abanico de servicios enfocados a garantizar la sostenibilidad y desarrollo de la marca así como sus posibles escenarios. Los principales servicios que Franquiciar mi negocio ofrece son:

• Asesoramiento Emprendedores
• Asesoramiento Franquiciadores
• Asesoramiento Franquiciados
• Asesoramiento y Gestión Financiera
• Asesoramiento legal en conflictos
• Servicio Arbitraje, Negociación, etc….
• Documentación Jurídica: Contratos de Franquicias, Contratos de Exclusividad, Contratos de Confidencialidad, Gestión de Documentación Oficial, etc….

Abrir una franquicia es una opción real para aquellas personas que quieren ser emprendedoras o buscan una solución al desempleo, buscando una salida profesional, invirtiendo o montando un negocio.

Franquiciar mi negocio ofrecemos un servicio de asesoramiento en franquicia, ofreciéndole toda la información y ayuda necesaria para poder seleccionar adecuadamente la franquicia que más se ajuste a sus características profesionales o personales

El tiempo invertido en estas acciones nos evitarán tener problemas en un futuro, en la mayoría de las veces económicos. 

La toma de decisión de comprar una franquicia es algo que requiere de tiempo y un profundo estudio de mercado. Hay que tener en cuenta no sólo factores profesionales si no también personales. Debido a que no todo el mundo está en situación de desempeñar cualquier concepto de negocio representado en franquicia, lo que debemos hacer es un análisis de sus capacidades, gustos, preferencias, perfil profesional y personal, para asesorarle correctamente sobre la franquicia que mejor se adapta a su perfil.  

De la misma forma, se realiza un estudio de viabilidad económica real del negocio (Cuentas de explotación, Balances, Puntos de Equilibrio, Amortizaciones, etc….) y jurídico ( precontratos, contratos, proveedores, etc…) ajustándolo todo a la ubicación del local a seleccionar (cuando sea necesario). 

La trayectoria de la marca y el espíritu empresarial del franquiciador, son claves para que el franquiciado tenga un futuro en el sector. Por esta razón, Franquiciar mi negocio se involucrará en la negociación de las condiciones presentadas por el Franquiciador, destacando entre otras, acuerdos con proveedores, ubicación, zona de exclusividad, tiempos de suministros, publicidad, royalties, etc… 

Nuestro objetivo es buscar la tranquilidad y proteger los intereses de nuestros clientes, y la única forma es dejándolo bien reflejado en el contrato de franquicia, que es lo que marcará la relación empresarial en el momento que se firme. No tiene que haber dudas o errores que perjudiquen el presente y futuro del franquiciado, y por esa razón debemos obtener toda la información necesaria que en ocasiones se desconoce o no se ha explicado correctamente, y que genera grandes perjuicios. Resultado Evitar pagos innecesarios. Evitar penalizaciones del contrato de franquicia respecto a temas de imagen, facturación, confidencialidad, exclusividad, proveedores, etc…

En Franquiciar mi negocio damos un servicio integral y personalizado a aquellas empresas o franquicias que quieran dar un salto al proceso de internacionalización. 
Ofrecemos una solución a medida, atendiendo las necesidades del cliente, ya sea en un flujo de exportación como de importación, en situaciones puntuales o continuadas en el tiempo, y siempre contando con las particularidades del mercado destino. 

El crecimiento y expansión de la cadena en otro país aumenta la economía de escala de la propia firma, incrementa su notoriedad, perfecciona el saber hacer diversificando el riesgo y atendiendo a la demanda de otros empresarios.

Franquiciar mi negocio conformará unos estudios previos incluyendo estudios de mercado, jurídico-legales y de viabilidad financiera. Son factores claves para poder realizar la segmentación de países la sensibilidad externa hacia la franquicia, así como las oportunidades que nos prestan los mercados emergentes.

En Franquiciar mi negocio seleccionaremos la forma de entrada al país, mediante figuras jurídicas representativas como el Master Franquicia, Sucursales Franquiciadas o incluso alianzas estratégicas de colaboración.